Luis Benshimol: Buren y Kapoor en diálogo

publicado en: Luis Benshimol | 0

La Galería Continua presenta un trabajo in situ creado a cuatro manos en la sede de San Gimignano sólo para la ocasión, en la primera colaboración entre Daniel Buren y Anish Kapoor. Los dos artistas, ya bien consagrados, han elaborando esta exposición en diálogo, trazando líneas comparativas entre sus obras. Con esta muestra, la galería italiana rinde un homenaje a dos de los creadores más significativos de la escena artística internacional.

 

Daniel Buren & Anish Kapoor

La muestra comienza desde sus primeros trabajos hasta la obra más reciente de cada uno, recibiendo a los visitantes en el salón principal con una instalación site specific realizada en conjunto entre Buren (Boulogne, 1938) y Kapoor (Mumbai, 1964). La intervención del color Pantone “Green C” en las paredes es de Buren, mientras que la escultura es de Kapoor.

 

Instalación vinilos: Daniel Buren, “Photo-souvenir: ‘Une diagonale pour un périmètre’”, 1970-2017. Escultura: Anish Kapoor, “Sin título”, 2016. Foto: Galleria Continua

 

Buren presenta una serie de pinturas realizadas entre 1964 y 1965, piezas que combinan formas redondeadas y rayas de diferentes dimensiones con distintas composiciones de colores. El francés desarrolla una pintura radical, jugando algunas veces con la economía de los medios de ejecución y con la relación entre el fondo (el soporte) y la forma (pintura). Para 1965, eligió las tiras pintadas, bandas verticales blancas alternando con colores de 8,7 cm de ancho, repitiendo este patrón sistemáticamente, impidiendo así cualquier variación formal. Buren se dedicó únicamente al color, sólo explorando su uso de forma ilimitadamente variable, proponiendo una reflexión sobre sus métodos de presentación, con el entorno físico y social en el que artista interactúa.

Kapoor presenta una serie de objetos escultóricos inestables, diseminados con pigmentos de colores que datan del comienzo de su actividad artística. El espectador podrá apreciar los primeros resultados del principio de una investigación que se mantendría a lo largo de toda su trayectoria llegando hasta el presente. Sus formas indefinidas, donde se mezcla el mundo natural y el mundo abstracto, son cuerpos en transición que aparecen espontáneamente de la materia, camuflajeando la intensidad del color puro, ocultando el origen del artefacto, invitando a traspasar. Desde en 1970 el uso de los pigmentos ha sido una característica constante de la obra de Anish Kapoor. Un reciente viaje a la India lo reconectó con sus raíces, entendiéndose como un artista fronterizo que revolotea entre Oriente y Occidente, plasmando ese sentimiento en la serie “1000 Names”.

 

Daniel Buren, “Una cosa tira l’altra”, 2015. Foto: Artsy

 

El viaje continúa con la comparación entre la luz polícroma y proteiforme de las telas de fibra óptica de Buren y los objetos de acero reflectantes del artista hindú. La Cabane que Buren exhibe en San Gimignano mantiene el diálogo con la arquitectura del lugar, acogiendo el volumen de resina de Kapoor ubicado en el centro, dos obras que hablan de materiales y transparencias.

Kapoor define su poesía en el estudio del vacío, tomándolo como un hecho concreto, una cavidad que se llena por un material que se vacía. Potenciando un encuentro entre el objeto y el observador para que ambos puedan ampliar los límites del espacio disponible, componiendo un hilo conductor en la parte posterior del escenario, donde los objetos reflectantes y los juegos de espejos y colores, desorientan e imponen un espacio indefinido para el espectador. Para la audiencia, tanto Buren como Kapoor cierran un círculo con una instalación de gran formato, resultado de un diseño conjunto que reinterpreta el espacio completamente y crea una interferencia visual inesperada, desafiando al visitante a explorar lo inaccesible.

 

 


La exposición permanecerá abierta al público en la sede de San Gimignano de la Galleria Continua hasta el 2 de septiembre de 2018. 

Ver fuente