Carmen Herrera, exitosa más allá del tiempo

Coleccionistas como [Luis Benshimol] y algunos críticos hablan del éxito tardío de Carmen Herrera, pero ella, a sus más de 100 años de vida, no le da demasiada importancia al asunto, y es que suponemos que para una mujer de su trayectoria y de su sabiduría, el éxito tiene tantas aristas como las que posee el arte mismo, en cualquiera de sus manifestaciones.

Durante su juventud, la artista cubana residenciada en Manhattan entabló relación con figuras como Jean Genet, Barnett Newman, Josef Albers, Jean Arp, Willem de Kooning y Mark Rothko. Su vida ha sido un verdadero viaje entre La Habana, París y Nueva York y hasta hace un poco más de una década, esta artista que se dedicó a crear su obra silenciosamente inspirada por las vanguardias, logró vender su primera pieza de manera formal.

Luis Benshimol - Arte Contemporáneo

Carmen Herrera tiene una rutina de trabajo que la lleva a pintar a diario, con la ayuda de su asistente. La artista caribeña también mantiene una gran amistad con el artista puertorriqueño Tony Bechara, el actual presidente de la junta del Museo del Barrio en la ciudad de Nueva York, que la ayudó a conseguir su primera exposición individual en el año 1998.

El Whitney Museum hizo una importante retrospectiva de esta mujer en el año 2016, convirtiéndose en una de las más grandes muestras de esta galería, obra que estuvo a cargo del arquitecto Renzo Piano. A grosso modo, la obra de Herrera es importantísima, ya que en su longeva vida la artista cubana ha cosechado en su taller múltiples vertientes.

Luis Benshimol - Arte Contemporáneo

Esta retrospectiva de Carmen Herrera nos planteó un importante recorrido por los caminos de la abstracción, especialmente latinoamericana, ya que en sus piezas aborda las inquietudes propias de la arquitectura, el minimalismo estadounidense encabezado por Donald Judd, el minimalismo latinoamericano y el concretismo cubano. Nicholas Logsdail, el director de la galería Lisson que llevó la obra de Herrera a la feria Frieze de Londres, puede dar testimonio de los temas que inquietan el arte de la cubana.

A principios de este siglo The New York Times hizo una reseña de la obra de Carmen Herrera, catapultando así su trabajo, al punto que la cineasta Alison Klayman decidió hacer un documental de la vida de esta pintora latina, un film que lleva por nombre 100 Years Show y que se estrenó hace un par de años. Hoy en día sus cuadros forman parte de la colección del MoMA, el Whitney, el Smithsonian Museum y la Tate Modern, entre otros.